indemnizacion despido

Se aclaran las dudas con respecto a cómo interpretar el régimen transitorio (disposición transitoria quinta ET) para el cálculo de la indemnización por despido improcedente en aquellos supuestos de prestación de servicios para empresas con anterioridad a 12-02-2012.

La Sala de lo Social del Tribunal Supremo ha dictado sentencia por la que aclara su doctrina sobre el cálculo de la indemnización por despido improcedente en aquellos supuestos de prestación de servicios para la empresa con anterioridad al 12-02-2012.

La disposición transitoria quinta de la Ley 3/2012, de 6 de julio establece que,
La indemnización por despido improcedente de los contratos formalizados con anterioridad al 12 de febrero de 2012 se calculará, a razón de 45 días de salario por año de servicio por el tiempo de prestación de servicios anterior a esta fecha, por meses, los periodos de tiempo inferiores a un año y a razón de 33 días de salario por año de servicio por el tiempo de prestación de servicios posterior, prorrateando igualmente por meses los periodos de tiempos inferiores a un año. El importe indemnizatorio resultante no podrá ser superior a 720 días de salario, excepto que del cálculo de la indemnización por el periodo anterior al 12 de febrero de 2012 resultara un número de días superior, en tal caso, se aplicará éste como importe indemnizatorio máximo, sin que este importe pueda ser superior a 42 mensualidades, en ningún caso”.

La STS 29/09/14 efectuó, entendemos, una interpretación diferente de la literalidad de la que dispone anteriormente, introduciendo cierta confusión entre los operadores jurídicos en lo relativo a esta interpretación.

En esta sentencia se declaraba que si a fecha 12-02-2012, aplicando el módulo de 45 días de salario por año de servicio, se hubieran superado los 720 días indemnizatorios que se establecen en la legislación vigente a partir de la Ley 3/2012 como límite indemnizatorio, sería posible seguir meritando indemnización a razón de 33 días de salario por año de servicio (nueva indemnización establecida para el despido improcedente por la repetida Ley 3/2012) hasta llegar al módulo de las 42 mensualidades.

Por lo tanto, en aplicación de esta sentencia, aunque a 12-02-2012 el importe indemnizatorio hubiera superado los 720 días de salario, no se aplicaba éste como importe indemnizatorio máximo y se seguía meritando indemnización a partir de entonces a razón de 33 días de salario por año de servicio hasta el límite de 42 mensualidades.

La STS 18/02/16, en su Fundamento de Derecho Tercero clarifica esta doctrina efectuando las siguientes precisiones en cuanto al alcance adecuado de la mencionada disposición transitoria:

La disposición transitoria solamente se aplica a los supuestos en los que el contrato se ha celebrado con anterioridad a 12 de febrero de 2012; la fecha inicial de cómputo de la antigüedad está claro que se retrotrae hasta el inicio del periodo de prestación de servicios.

En otro caso, está claro, que si el contrato se ha celebrado con posterioridad a 12-02-2012, la indemnización por despido improcedente se debe calcular a razón de 33 días de salario por año de servicio, con el límite de 24 mensualidades.

  • Cuando por aplicación de este precepto, se tienen en cuenta periodos de servicio anteriores y posteriores al 12 de febrero de 2012 “el importe indemnizatorio resultante no podrá ser superior a 720 días de salario” fuera de peligro, de manera excepcional, si por el periodo anterior a 12 de febrero ya se ha meritado una cuantía superior al calcular la indemnización hasta esta fecha a razón de 45 días de salario por año de servicio.

En este caso, la cuantía superior que hemos obtenido, que en ningún caso podría superar las 42 mensualidades (es decir, entre 24 y 42 mensualidades) operaría como límite indemnizatorio y ya no se reportaría cantidad adicional alguna.

  • En sentido contrario, la norma implica que si por el periodo de prestación de servicios anterior a 12 de febrero de 2012, no se ha sobrepasado el límite de 720 días, tampoco puede saltarse como consecuencia de la posterior actividad.

Los que a 12 de febrero de 2012 no hayan alcanzado los 720 días de indemnización (con el módulo de 45 días por año) siguen meritando indemnización por el periodo posterior (con el módulo de 33 días) hasta llegar al límite de los 720 días. El referido tope de los 720 opera por el importe global derivado de los dos periodos.

  • El cálculo de cada uno de los dos periodos es autónomo y se hace teniendo en cuenta los años de servicio, “prorrateándose por meses los periodos de tiempo inferiores a un año” en los dos supuestos.

Consideramos, por lo tanto, que esta sentencia aclara, esperamos que definitivamente, las dudas que había planteado la anterior STS 29/08/14 en los operadores jurídicos con respecto a cómo interpretar el régimen transitorio por el cálculo de la indemnización por despido improcedente.

Acceda a este TAX Informa

Marta Nogué
mnogue@tax.es
Abogada

logo-footer

FOLLOW US ON: